Inicio

Laur necesita un golpe de suerte

Deja un comentario

Los perros tienen cerca de 100 expresiones faciales, la mayor parte de ellas las realizan con las orejas. En los refugios y perreras, se pueden observar todo tipo de señales que indican el estado de ánimo de cada animal. Y todavía hay quienes piensan que los perros no se comunican…

LAUR tiene sólo un añito y está en la perrera a la espera de una oportunidad. Es un gran comunicador, tiene un carácter muy bueno y es muy sociable. Necesita urgentemente una acogida o adopción.

Contacto: animalesrioja@gmail.com y lauraochoagrande@gmail.com 

Image

Casas de acogida y Roy buscando hogar

Deja un comentario

Las casas de acogida son la salvación para muchos animales hasta su recuperación y traslado a su nuevo hogar. Sin su existencia, muchos de ellos, hubiesen muerto y ahora no podrían vivir felices en su nueva familia.

Los animales que entran en estos programas suelen tener unas características y necesidades muy claras, de socialización y educación, fundamentalmente, que requieren implicación, tiempo y paciencia por parte de sus familias de acogida. La recompensa cuando ves evolucionar al peludo, el inmensa.

Roy es el primer perro tutelado por la Asociación Esperanza Felina de Vitoria. No es un gato pero igualmente merece un hogar y una oportunidad. Tiene un año y, muchas ganas de aprender. Este fin de semana tocaba sesión de peluquería y primera clase de educación básica y se ha portado como un campeón.

Parecía un macarrilla cuando llegó (ladraba, lanzaba bocados a todo lo que se movía y no sabía andar con la correa). En realidad, es un buen perro con muchas ganas de aprender y agradar y solo necesita tiempo, unas pequeñas pautas y alguien que lo guíe. Puedes acogerlo o adoptarlo escribiendo a: adopcionesesperanzafelina@gmail.com 

http://www.youtube.com/watch?v=al_TZ-AKlzg&feature=c4-overview&list=UUVgCRTe_n6A4kwX3cqMvEIg

ImageImageImageImageImageImageImage

Acariciando al gato y varios peques buscando hogar

Deja un comentario

Seguro que esto te va a sonar…. Las zonas que producen las respuestas más positivas en los gatos ante nuestro contacto son la cabeza, mejillas y barbilla. De hecho, ellos mismos suelen utilizar esas mismas áreas, en el contacto táctil amistoso con otros gatos, así que tiene lógica acostumbrarnos a acariciarlos a su manera.

Misu, Kety, Asia, Félix e Irina son los peques felinos en adopción de la Asociación Defensa Animal del Norte. Son sociables y muy cariñosos además de unos mimosos extraordinarios que reclaman atención y cariño a todos los que pasamos tiempo con ellos. Están esterilizados, vacunados y chipados, deseando conocer un hogar definitivo. Te animas?????

Contacto: dan.asociacion@gmail.com 

ImageImageImageImageImage

Consejos para la presentación entre un perro de casa y un gato recién llegado

Deja un comentario

Presentar a animales es una tarea ardua pero, si se tiene el cuidado necesario, tampoco supone ningún problema. Si queremos que reine la paz familiar, es muy importante tener paciencia. 

Las pautas que ofrezco a continuación son recomendaciones. 

Preparando la habitación del nuevo

 Prepararemos una habitación segura para el nuevo gato, con su propio ajuar compuesto por comedero, bebedero, cajón de arena, rascador y algunos juguetes. Este cuarto será el territorio del nuevo gato en tanto se acostumbran ambos a la convivencia.

Debemos asegurarnos de que esa habitación no es utilizada habitualmente por nuestro perro para descansar, jugar, …. evitando empezar con mal pie. 

No debemos olvidar nunca, llevar al nuevo gato a revisión veterinaria. Podemos utilizar este periodo de presentación o transición para que sea desparasitado, vacunado y testado de leucemia e inmunodeficiencia felinas antes de presentarse en sociedad. 

Trasladamos al nuevo en un transportín hasta su cuarto seguro y permitimos que explore a gusto su nuevo territorio. Si no quiere salir, no le obligaremos. Ya lo hará cuando se sienta preparado. 

Los primeros 3 o cuatro días, el nuevo gato debe estar en esa habitación aislada donde familiarizarse con los ruidos, olores y rutinas de vuestro hogar. 

Entretanto, damos tiempo al perro de hacerse con los nuevos olores. Cuando no esté el perro, podéis dejar al gato salir a husmear por la casa. No hay que forzar. Si quiere salir bien; Si no, ya lo hará cuando esté preparado. Cuando salgas del cuarto, cierra la puerta. 

Las presentaciones

Durante los primeros días, lo ideas es mantener la mayor normalidad respecto a las rutinas vuestras y del perro. Dejad que vuestro perro se acerque a vosotros de forma normal y os que huela puesto que tendréis olor del gato. Es posible que se escape algún gruñido o ladrido. Es normal y no hay que darles ninguna importancia. Hay que hacer caso omiso de estas muestras de estrés y seguir adelante con lo nuestro. 

A partir del quinto o sexto día, podemos empezar con las presentaciones. El perro entrará con vosotros en la habitación sujeto por la correa. Para mayor seguridad, podemos preparar al nuevo gato dentro de su transportín antes del encuentro. No obstante, debéis valorar el carácter del gato puesto que cuantas menos barreras haya, mejor. Lo importante es que no lleguen a tocarse, por lo menos, por ahora. 

Empezaremos con el perro a distancia y lo acercaremos poco a poco según veamos cómo reacciona el gato. Dejaremos que el perro olfatee al recién llegado pero si empieza a alterarse cualquiera de ellos, daremos por terminada la sesión. 

Tras sacar al perro de la habitación, dejaremos salir al gato. Si está más o menos tranquilo (los bufidos y gruñidos se deben tolerar al principio), en los siguientes encuentros, podemos dejar que el gato esté libre y que tenga lugares altos donde subirse y sentirse más seguro. 

Para esas alturas, el gato tendrá elegido un lugar seguro que puede ser el propio transportín, una estantería… etc. No forcéis el encuentro. Acercaos de forma tranquila pero sin que lleguen a tocarse. Lo normal es que se huelan con más curiosidad que otra cosa. Si se escapa algún ladrido, nos alejamos tanto como sea necesario hasta que deje de reaccionar y premiamos al perro por calmarse. Es fundamental que la correa no esté tensa en ningún momento, porque de lo contrario estaremos transmitiendo tensión al perro y creando una asociación negativa hacia el gato. 

Es muy importante supervisar los encuentros entre el perro y el gato durante los primeros meses así como no dejarlos juntos y solos, aunque ya se conozcan. Debemos estar totalmente seguros de las reacciones de cada uno de ellos ante diferentes situaciones como hambre, juego…. 

Lo normal es que el perro identifique pronto al nuevo gato como un miembro de la familia más y, a pesar de la creencia de que perros y gatos, son enemigos naturales, hay muchos que conviven perfectamente. Hay perros que persiguen a los gatos de la calle pero que defienden a muerte a los de casa. 

Por eso, es importante supervisar los encuentros y nunca dejarlos solos hasta no estar totalmente seguros.

Image

Gatos adultos una gata buscando hogar

Deja un comentario

En plena época de camadas, reivindico a los gatos adultos. Tienen el carácter formado y lo que ves, es lo que hay. No suelen dar sorpresas y, en general son más tranquilos que los cachorros que necesitan explorar el mundo por lo que, con los gatos adultos, aunque debes dedicarles tiempo, no tienes que estar tan pendiente de ellos y no te ponen el corazón en vilo cuando no los ves.

Los cachorros son geniales, muy divertidos pero agotadores. Trepan, saltan, se esconden, cazan todo lo que tienen a mano (incluidos manos y pies humanos)…., no paran. Casi todas las personas que adoptan un gato, suelen elegir a los pequeños y no me extraña, porque son adorables pero, a estas alturas, prefiero, los gatos ya creciditos, con historia y experiencia en la mirada que, además, suelen estar más necesitados de esa segunda oportunidad.

Manhattan tiene año y medio y llegó a Esperanza Felina con su camada de cachorros recién nacidos. Los peques van saliendo adelante y muchos han sido adoptados o están en proceso pero nadie se fija en la madre, tranquila tímida y buena, que pasa totalmente desapercibida en beneficio de sus gatitos.

Es una gata cariñosa que se deja hacer pero que necesita un hogar definitivo donde desplegar todos los encantos de la preciosa carey que es.

Para adoptar a esta gatita podéis escribir a adopcionesesperanzafelina@gmail.com 

ImageImage

Gatos adultos una gata buscando hogar

Deja un comentario

En plena época de camadas, reivindico a los gatos adultos. Tienen el carácter formado y lo que ves, es lo que hay. No suelen dar sorpresas y, en general son más tranquilos que los cachorros que necesitan explorar el mundo por lo que, con los gatos adultos, aunque debes dedicarles tiempo, no tienes que estar tan pendiente de ellos y no te ponen el corazón en vilo cuando no los ves.

Los cachorros son geniales, muy divertidos pero agotadores. Trepan, saltan, se esconden, cazan todo lo que tienen a mano (incluidos manos y pies humanos)…., no paran. Casi todas las personas que adoptan un gato, suelen elegir a los pequeños y no me extraña, porque son adorables pero, a estas alturas, prefiero, los gatos ya creciditos, con historia y experiencia en la mirada que, además, suelen estar más necesitados de esa segunda oportunidad.

Manhattan tiene año y medio y llegó a Esperanza Felina con su camada de cachorros recién nacidos. Los peques van saliendo adelante y muchos han sido adoptados o están en proceso pero nadie se fija en la madre, tranquila tímida y buena, que pasa totalmente desapercibida en beneficio de sus gatitos.

Es una gata cariñosa que se deja hacer pero que necesita un hogar definitivo donde desplegar todos los encantos de la preciosa carey que es.

Para adoptar a esta gatita podéis escribir a adopcionesesperanzafelina@gmail.com 

ImageImage

Cómo actuar si encontramos un animal en la calle y un pequeño que quiere volver a casa

Deja un comentario

Seguro que a más de uno le ha ocurrido que, estando en la calle, se le acerca un peludo (perro o gato) buscando comida o cobijo. Aunque en primer lugar nos venga la idea del abandono, no debemos perder de vista que, también puede tratarse de un animal perdido al que su familia está buscando.

En cualquier caso, es preciso llevarlo al veterinario cuanto antes, para comprobar si está identificado mediante microchip. En ese caso, el mismo veterinario se encargará de localizar a los dueños.

También conviene revisar la zona donde lo recoges, por si hay carteles buscándolo, y avisar a las Entidades de Protección Animal, para comprobar si han recibido notificación de la pérdida del animal y en su caso, contar con toda la ayuda posible para la difusión en caso de tener que buscar un nuevo hogar al peludo.

Las Protectoras están desbordadas en esta época del año y no siempre podrán recoger al animal en ese mismo momento, puesto que cuentan con espacio y recursos limitados y, con el buen tiempo, se multiplican las urgencias. Si quieres ayudar, puedes colaborar como casa de acogida en tanto se localiza a la familia del animal o se busca nuevo hogar.

Este pequeño fue recogido hace dos días en la zona privada de una urbanización Logroñesa. Es jovencito, sociable y cariñoso y se deshace por los mimos. Gris, delgadito, de preciosos ojos azules y sin rabo. No hay más que verlo para saber que se ha criado en casa. Si lo reconoces o quieres adoptarlo, contacta con animalesrioja@gmail.com 

ImageImageImageImage

Older Entries